jueves, 4 de junio de 2015

Descubren composición de la materia oscura del universo

Un grupo de investigadores de la Universidad de Southampton (Reino Unido) estima que las partículas que hipotéticamente forman la materia oscura pesan menos de lo que se pensaba. Un tipo de partículas completamente nuevo puede explicar el misterio de la "materia oscura" que constituye más del 80% de la masa del Universo. Según un estudio los expertos prevén que el peso de las moléculas que la consisten pueda ser menor y equivaler al 0,02% de la masa de un electrón. Mientras estas moléculas no interactúan con la luz, entran en contacto recíproco con la materia ordinaria. Se considera que estas partículas no pueden penetrar en la atmósfera de la Tierra y ser identificadas por los detectores. El equipo de investigadores se dispone a seguir buscando estas moléculas: los resonadores MIQRO (por sus siglas en inglés) investigarán en detalle el fenómeno cuántico. El fin de este ensayo es determinar si la corriente de materia oscura es capaz de alterar la posición de una nanopartícula ubicada en el espacio. “Este trabajo combina diferentes ámbitos de la física moderna como la física de partículas, la astronomía de rayos-X y la óptica cuántica. A la vez la materia oscura es uno de los problemas irresueltos hoy en día y esperamos que la suposición sobre la masa de sus moléculas pueda incentivar otras teorías e investigaciones", opina James Bateman, astrónomo de la Universidad de Southampton. 
Se cree ahora que la materia oscura no es sencillamente materia ordinaria formada por gas y polvo de estrellas muertas que es oscura sólo porque no brilla. Hay un consenso en que es un miasma (aún no identificado) de partículas fundamentales como los quarks y los gluones que conforman los átomos con los que estamos mucho más familiarizados. Estas partículas "oscuras" fundamentales se conocen como WIMP, siglas en inglés de Weakly Interacting Massive Particles, que en español podría traducirse como Partículas Masivas que Interactúan Débilmente. Este acrónimo, como el término "materia oscura", es una descripción de cómo estas criaturas teóricas se comportan más que una definición de lo que son. Lo de la interacción débil se refiere a que no tienen mucho que ver con la materia ordinaria. Como la atraviesa, es muy difícil detectarla, ya que la materia ordinaria es todo lo que tenemos para hacerlo. Lo de masivas significa simplemente que tienen masa. No tiene nada que ver con su tamaño. Y, partículas, a falta de una mejor definición significa cosa. En teoría, estos WIMPS pueden ser una serie enorme de cosas, pero el trabajo de Carlos Frenk, profesor de la Universidad de Durham, en Reino Unido, restringió el rango de búsqueda. En la década de 1980, Frenk y sus colegas anunciaron que la materia oscura debía ser del tipo Wimp, y que además, tenía que ser "fría". En su momento fue una propuesta controvertida. Pero, recientemente, Frenk añadió modelos computarizados a esta teoría, creando universos. "Es un proceso simple", dice. "Lo único que necesitas es gravedad y asumir una pocas cuestiones básicas". Dos son clave. Una es que la materia oscura es de la variedad WIMP y que es fría. Los universos que surgen de su computadora son indistinguibles del nuestro, lo cual apoya la teoría de la materia oscura fría. Y, porque es parte de la simulación, puede hacerse visible. La revelación de lo invisible. 

No hay comentarios: