domingo, 27 de enero de 2013

Zapatos biodegradables

El Snipe 100, el primer calzado de piel del mundo cien por cien biodegradable y completamente compostable, ya tiene colección para primavera-verano: dos pares de modelos de mocasines para mujer y otros dos para hombre, uno de ellos con cordón, y en una variada gama de colores tierra, gris, rojo y azul. Tras la presentación en sociedad del modelo de otoño-invierno, un zapato de piel arrugada con titanio y suela termoplástica en color negro y cordones rojos, que estuvo envuelto en un gran secretismo, el mercado acogerá la próxima temporada estival una variada colección de calzado ecológico.
Ernesto Segarra, el creador de este calzado, fundador de la marca Snipe y su distribuidor en España y el resto de Europa. Segarra explica que en un "tv show", un prestigioso cocinero guisó para los presentes gazpacho elaborado con tomates producidos en tierras abonadas con el compost obtenido con la degradación de los zapatos. El siguiente paso que quiere dar Segarra es aplicar esta tecnología ecológica a otros productos de consumo como bolsos y complementos porque valora la importancia de que "las ventajas medioambientales se pongan a disposición de la gente".
Segarra desarrolló hace veinte años el primer modelo de zapato totalmente compostable pero no cuajó en el mercado y hace tres años retomó la investigación con Alfonso del Val, director del proyecto Lorea de recogida selectiva integral de residuos, y con el doctor en Biología y gran especialista en compostaje Ramón Plana. Después de tres años de una investigación que fue acogida con gran interés en el congreso internacional de compostaje ORBIT2012 celebrado en Rennes (Francia), este trío consiguió alumbrar un calzado revolucionario con materiales "todos biodegradables, compostables y no tóxicos". Los investigadores "salvaron" las principales dificultades para conseguir el zapato que querían: la piel y la suela, y lograron ambos productos degradables y no tóxicos.
Los zapatos Snipe 100 están curtidos con titanio, un nuevo sistema de curtición que permite que "se degrade, se composte y es respetuoso con el medio ambiente", al contrario de lo que ocurre con las curticiones tradicionales, que no se degradan. Para más beneficio, Segarra subraya "los elementos nutritivos" que el titanio aporta a la tierra y explica qué hacer cuando el zapato ya no sirve. Entonces se debe trocear y humedecer y depositarlo en un contenedor de compostaje propio o junto al resto de residuos orgánicos para que sea trasladado a una planta de compostaje industrial. "Al cabo de tres o cuatro meses tendrás un compost, un abono con el que enriquecer la tierra", apunta Segarra, quien también da la posibilidad de que sea la propia empresa la que recoja a domicilio los zapatos que se vayan a retirar. Nadie duda de que los Snipe 100 puedan ser una solución en una sociedad que consume 20.000 millones de pares de zapatos anuales y el punto de partida de un cambio de tendencia en el sector.

martes, 22 de enero de 2013

ONU aprueba tratado para controlar las emisiones de mercurio

Los países miembros de Naciones Unidas han aprobado una convención destinada a controlar, por primera vez, las emisiones de mercurio al medio ambiente. Tras cerca de ininterrumpidas reuniones en Ginebra, los agotados delegados aplaudieron la adopción del nuevo tratado, el primero de carácter medioambiental y alcance mundial que se negocia en la ONU en los últimos diez años. Algunas de las cuestiones que más entramparon las negociaciones fueron el carácter obligatorio de las medidas que los países tendrán que tomar para reducir sus emisiones de mercurio a la atmósfera, la necesidad de atajar igualmente las emisiones al mar y ríos, así como la manera en que los países en desarrollo podrán financiar estas acciones.
El mercurio es causante de graves problemas de salud y las actividades humanas que mayores emisiones generan son algunos procesos industriales y químicos, la generación de energía con carbón y la minería informal.
El texto se selló con un contenido que estuvo por debajo de las expectativas que se había creado en torno a ella durante los más de cuatro años que requirió su negociación. Sus iniciadores buscaban un tratado enfocado en conseguir una reducción real de la liberación de mercurio en el medio ambiente, pero la necesidad de conciliar este objetivo con los distintos intereses económicos comprometidos provocó que su contenido final fuera menos ambicioso de lo esperado.
El mercurio, una sustancia altamente tóxica que se encuentra en la naturaleza, ha sido incorporada en la última década a diversos procedimientos industriales, así como a numerosos productos que van desde termómetros hasta pilas y cremas blanqueadoras de la piel. Entre sus efectos sobre la salud figuran el daño permanente que puede ocasionar al cerebro y riñones y su capacidad de pasar al feto en formación, causando retardo mental o reduciendo el nivel de inteligencia del futuro niño. La convención se centra en las emisiones a la atmósfera -el mercurio se evapora y puede viajar a miles de kilómetros del lugar donde fue emitido-, pero deja a discreción de los países el control de las cantidades de mercurio que se liberan en mares y ríos.
La exposición de los seres humanos al mercurio tiene lugar en gran medida a través del consumo de peces contaminados, un problema cuya gravedad ha sido quedado científicamente demostrada. Las principales fuentes de mercurio para el agua son las plantas que producen cloro-soda, de pulpa de papel y la minería artesanal de oro. Como un gran aporte de la convención, los negociadores presentaron un listado de productos con contenido de mercurio cuya producción, importación y exportación quedarán prohibidos en un plazo de cinco a diez años. Entre los productos con mercurio contemplados en ese listado están los termómetros, tensiómetros, pequeñas pilas (como las utilizadas en los relojes), pesticidas, entre otros. Las vacunas, que en la gran mayoría de países en desarrollo siguen conteniendo thiomersal -un compuesto de mercurio utilizado como preservante- quedaron excluidas del tratado. La convención será suscrita oficialmente por los gobiernos en octubre próximo en una conferencia internacional a celebrarse en Japón.

jueves, 17 de enero de 2013

Marihuana: Falsa cura

El cannabis sativa es un arbusto silvestre que crece en zonas templadas y tropicales, extrayéndose de su resina el hachís. Su componente psicoactivo más relevante es el delta-9-tetrahidrocannabinol (delta-9-THC), conteniendo la planta más de sesenta componentes relacionados. Se consume preferentemente fumada, aunque pueden realizarse infusiones, con efectos distintos. Un cigarrillo de marihuana puede contener 150 mg. de THC, y llegar hasta el doble si contiene aceite de hachís, lo cual según algunos autores puede llevar al síndrome de abstinencia si se consume entre 10 y 20 días. La tolerancia está acreditada, siendo cruzada cuando se consume conjuntamente con opiáceos y alcohol. Respecto a la dependencia, se considera primordialmente psíquica. Los síntomas característicos de la intoxicación son: ansiedad, irritabilidad, temblores, insomnios, muy similares a los de las benzodiacepinas. Puede presentarse en distintas modalidades de consumo, sea en hojas que se fuman directamente, en resina del arbusto o en aceite desprendido de éste último. De la modalidad en que se presente la droga dependerá su denominación: "marihuana" es el nombre de las hojas del cáñamo desmenuzadas, que después de secarse y ser tratadas pueden fumarse (también es conocida como "hierba", "marijuana", mariguana", "mota", "mafú", "pasto", "maría", "monte", "moy", "café", "chocolate", "chala", etc.; en inglés se la conoce como: "pot", "herb", "grass", "weed", "Mary Jane", "reefer", "skunk", "boom", "gangster", "kif", "ganja", etc.); su efecto es aproximadamente cinco veces menor que el del hachís. El nombre "hachís" (también conocido como "hashis") deriva de los (hashiscins) árabes, que combatieran en las cruzadas entre los años 1090 y 1256. El hachís se obtiene de la inflorescencia del cáñamo hembra, sustancia resinosa que se presenta en forma de láminas compactas con un característico olor. La marihuana es la forma más frecuente, conteniendo de 0,3 a 3,5 % de THC; la concentración de THC llega al 10 % en el hachís, siendo su efecto diverso según factores como la velocidad con la que se fuma, la duración de la inhalación, cantidad inhalada, tiempo que el consumidor retiene la respiración después de inhalar y el estado anímico del sujeto. El consumo oral, tanto de marihuana como de hachís, implica efectos psicológicos similares a los expresados en la forma fumada pero de mayor intensidad y duración y con efectos nocivos potenciados. El consumo a largo plazo de la marihuana puede llevar a la adicción, es decir, a la búsqueda y uso compulsivo de la droga a pesar de conocerse sus efectos dañinos sobre el funcionamiento social en el contexto familiar, escolar, laboral y recreativo. Las personas que han consumido marihuana por largo tiempo reportan irritabilidad, dificultad para dormir, disminución en el apetito, ansiedad y deseos por la droga, todo lo cual dificulta el dejar de usar la misma. Estos síntomas del síndrome de abstinencia comienzan aproximadamente al día siguiente de empezar la abstinencia, llegan a su punto máximo a los dos o tres días, y se atenúan una o dos semanas después de haber consumido la droga por última vez. Según los especialistas, su consumo es la puerta de entrada hacia otras drogas (cocaína, éxtasis y otras) más poderosas y adictivas. 
La postura antiprohibicionista afirma que si bien el consumo de marihuana desarrolla tolerancia, es decir, que en posteriores tomas inmediatas es necesario aumentar la dosis para conseguir los mismos efectos, los efectos de la abstinencia son muy leves en comparación con otras drogas, lo que permite revertir esa tolerancia y hacer que el consumo de marihuana sea controlable por el sujeto, siendo su potencial adictivo escaso. Esto último se ha comprobado que es mentira, ya que al legalizar su consumo se promueve su adicción. Israel ha desarrollado una cannabis híbrida (transgénica, para algunos) medicinal que no tiene efectos adictivos y que mejora su efecto relajante, dando la sensación de curación.
El cannabis debido a sus propiedades psicotrópicas es un relajante alucinógeno, por lo tanto no cura ninguna enfermedad, sino que anula el dolor causado por estas enfermedades. Es mentira que cura cualquier tipo de cáncer o el sida, ya que esta planta no tiene efectos curativos sino relajantes. La anestesia usada en la operaciones en los hospitales, se basa en la formula química de esta planta.

sábado, 5 de enero de 2013

Telemedicina: Doctor online

Telemedicina o medicina a distancia, para su implementación se emplean usualmente tecnologías de la información y las comunicaciones. La palabra procede del griego tele que significa 'distancia' y medicina. La telemedicina puede ser tan simple como dos profesionales de la salud discutiendo un caso por teléfono hasta la utilización de avanzada tecnología en comunicaciones e informática para realizar consultas, diagnósticos y hasta cirugías a distancia y en tiempo real. Existe últimamente una revisión conceptual del término "telemedicina". Se entiende que el término "eSalud" es mucho más apropiado, en tanto que abarca un campo de actuación más amplio.
La telemedicina incluye tanto diagnóstico y tratamiento, como también la educación médica (escuelas e institutos de medicina). Es un recurso tecnológico que posibilita la optimización de los servicios de atención en salud, ahorrando tiempo y dinero y facilitando el acceso a zonas distantes para tener atención de especialistas. Otra de las utilidades que presta el uso de la transmisión de datos médicos sobre redes adecuadas es la educación, donde los alumnos de medicina y enfermería pueden aprender semiología remotamente, apoyados por su profesor y con la presencia del paciente. Así podemos definir los siguientes servicios, que la telemedicina presta:
-Servicios complementarios e instantáneos a la atención de un especialista (obtención de una segunda opinión).
-Diagnósticos inmediatos por parte de un médico especialista en un área determinada.
-Educación remota de alumnos de las escuelas de enfermería y medicina.
-Servicios de archivo digital (historia clínica) de exámenes radiológicos, ecografías y otros.
Todo esto se traduce en una disminución de tiempos entre la toma de exámenes y la obtención de resultados, o entre la atención y el diagnóstico certero del especialista, el cual no debe viajar o el paciente no tiene que ir a examinarse, reduciendo costos de tiempo y dinero. Desde hace 15 años atrás este servicio ya se aplicaba en Alemania, Japón y Brasil, pues eran experimentos para mejor el servicio de salud pública en hospitales del estado. Recientemente ya se aplica en casi toda Europa, Estados Unidos, parte de Asia (China recién está implementando este servicio) y algunos países latinoamericanos, como México, Chile y parcialmente en Perú (con restricciones).
Cronología de hitos importantes de la telemedicina a nivel mundial
1924, Aparece en la revista Radio News, un artículo titulado “Doctor por Radio”, el cual abarcó la portada y se describe el esquema de comunicación necesario para lograrlo.
1959, Nebraska, Cecil Wittson comienza sus primeros cursos de teleeducación y de telepsiquiatría, entre su Hospital y el Hospital del Estado en Norfolk, Virginia, a 180 kilómetros de distancia.
1971, Se inicia la era de los satélites, en especial el ATS (lanzado en 1966), con el fin de mejorar las prestaciones de una comunidad de nativos de Alaska.
1972, inicio de STARPAHC, programa de asistencia médica para nativos de Papago Arizona. Se realizó electrocardiografía y radiología y se transmitió por medio de la televisión.
1988, Nasa lanza el programa “Space Bridge” a fin de colaborar con Armenia y Ufa (en esa época pertenecientes a la unión soviética), Armenia fue devastada por un terremoto. Las conexiones se hicieron usando vídeo en una dirección y voz y fax bidireccionales entre el Centro Médico de Yerevan, Armenia y cuatro Hospitales en Estados Unidos, extendiéndose posteriormente el programa a Ufa, para socorrer a los quemados en un terrible accidente de tren.
2010, Adrián Carbajal, médico cirujano, se conectó mediante una computadora a un robot que estaba a 895 kilómetros de distancia y el artefacto comenzó a pasar revista a los pacientes. Entraba y salía de las habitaciones, hacía preguntas y saludaba a los enfermos, acompañado de otros médicos y enfermeras. DF- Monterrey. Carbajal, cirujano en Robótica, es el mexicano que introdujo la telemedicina al país, la cual permite que un médico pueda a distancia y en tiempo real dar consulta, escuchar diagnósticos, intercambiar opiniones con un equipo de colegas que esté en otro continente, e incluso, mediante el uso de robots, realizar una operación quirúrgica.