miércoles, 26 de octubre de 2011

ONU advierte por Sobrepoblación

El mundo tendrá a final de este mes 7.000 millones de habitantes y podría superar los 10.000 millones este mismo siglo, cada vez con mayores diferencias entre ricos y pobres, alertó este miércoles la ONU en su informe "Población Mundial 2011". El documento, presentado en Londres, destaca que el aumento de población se produce pese a que las mujeres tienen menos hijos que en la década de 1960 y señala que la tendencia es que, hacia mediados de siglo, dos de tres habitantes vivirán en ciudades. El aumento de población es "un reto, una oportunidad y también una llamada a la acción", dijo hoy el director ejecutivo del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), Babatunde Osotimehin, quien señaló que, de los 7.000 millones de habitantes, 1.800 millones son jóvenes de entre 10 y 24 años. El informe ofrece una instantánea de cómo afrontan los problemas demográficos nueve países : China, Egipto, Etiopía, Finlandia, India, Macedonia (ex república yugoslava), México, Mozambique y Nigeria- y subraya que, pese a los avances para reducir la extrema pobreza, crecen las diferencias entre ricos y pobres. Según la ONU, algunas tendencias son notables: hoy hay en el mundo 893 millones de personas mayores de 60 años pero llegarán a sumar 2.400 millones durante este siglo.
Actualmente, una de cada diez personas vive en una ciudad, pero dentro de 35 años lo harán dos de cada tres. Además, los menores de 25 años constituyen ya el 43% de la población mundial, mientras en algunos países llegan hasta un 60%. Las grandes disparidades entre los distintos países, y también dentro de una misma nación, son uno de los grandes problemas que plantea un mundo superpoblado. Para 2050, la ONU prevé una población mundial de 9.300 millones de personas y hacia finales de este siglo de más de 10.000 millones, y gran parte de ese aumento se dará en países con altas tasas de fecundidad, de los que hay 39 en África, 9 en Asia, 6 en Oceanía y 4 en América Latina. Entre otros datos, indica que en el siglo XXI Asia seguirá siendo el continente más habitado, pero África ganará terreno puesto que se prevé que su población se triplicará, pasando de los 1.000 millones de 2011 a los 3.600 millones en 2100.
En la actualidad un 60 por ciento de la población mundial vive en Asia y un 15 por ciento en África. No obstante, la población de África está creciendo a razón de un 2,3 % anual, una tasa más del doble de la de Asia (1 %). La población asiática, actualmente de 4.200 millones de personas, llegará a ser de 5.200 millones en 2052, y posteriormente comenzará a disminuir lentamente, según Naciones Unidas.
En las demás regiones principales (las Américas, Europa y Oceanía), se prevén aproximadamente 1.700 millones de habitantes en 2011, que aumentarán hasta casi 2.000 millones hacia 2060 para después disminuir muy lentamente y permanecer cerca de 2.000 millones cuando finalice el presente siglo.
El informe pronostica además que la población de Europa llegará a su máximo alrededor de 2025, con 740 millones de personas, y después decaerá. En los países más pobres, las altas tasas de fecundidad perturban el desarrollo y perpetúan la pobreza, mientras que en algunos de los más ricos la baja natalidad y la escasez de mano de obra provocan inquietud sobre las perspectivas de crecimiento económico y la viabilidad de los sistemas de seguridad social.

1 comentario:

Juliana Luisa dijo...

Muchos de esos problemas se pueden solucionar atendiendo a las necesidades de los países pobres que se encuentran en África: e aumento del nivel de vida y la educación siempre ha llevado a un descenso de la natalidad. Pero sobre todo, para resolver todos los problemas que apuntas se necesita CON URGENCIA cambiar nuestro actual sistema económico y social, de manera que todos los habitantes de la Tierra formen una "piña" para afrontar todos los problemas, se conviertan en un sólo equipo que quiere ganar. O todos los seres humanos constituimos un sólo equipo, en otras parabras, aprendemos a precticar juegos de suma no cero, o no seremos caàz de sobrevivir.
Un saludo